viernes, 13 de mayo de 2011

Cuando menos lo esperes

Hoy miré por la ventana y reí.
La lluvia había llegado en el momento menos pensado a hacerme compañía.
Me invdió la felicidad, la más hermosa felicidad.
Y después volví a la realidad.

No hay comentarios:

Publicar un comentario